Archivo | septiembre, 2011

El Panal del saber.

28 Sep

Tiene la editorial Everest una colección de cuentos, El Panal del saber, muy interesantes.

Varias razones para recomendarlos:

  • Son doce cuentos tradicionales de doce culturas diferentes: árabe, judía, persa, italiana, derviche, siria, española, celta, sufí, himalaya, china y bengalí.
  • Las historias escogidas tienen mucha chispa y mucha chicha, con las que sacamos en la lectura más de una idea interesante.
  • La narración es breve, clara y directa. En cada página hay un texto corto con una letra hermosa a la que acompañan ilustraciones llenas de color que transmiten bastante la esencia visual de esa cultura.
  • El formato de cada libro es cuadrado y pequeño lo que permite un buen manejo en manos pequeñas, aunque sin duda, serán también del agrado de los mayores.

Un ejemplo, El robo del olor de los guisos.

Es un cuento sufí, adaptado por Silvia Dubovoy e ilustrado por Sylvia Vivanco, que nos ha dejado con una buena sonrisa y un guiño.

Un cocinero demanda a un estudiante ante un juez y solicita que le pague por sus agravios.

La razón es que el estudiante pobre, para calmar su estómago hambriento, roba los olores que desprenden los excelentes guisos del cocinero, desde la calle.

La decisión que toma el juez para zanjar la cuestión fue muy clara:

le dijo al estudiante que hiciera sonar tres monedas junto al oído del cocinero, y con esto, bien pagado quedaría el ofendido.

¿Alguien dudaba de la sabiduría que se transmite en los cuentos tradicionales de cualquier parte del mundo?

Son historias estupendas no sólo para leer a solas, también para hacer una lectura en voz alta o para dramatizarlas entre los compañeros, en donde se pondrán a prueba la memoria, la dicción, la ambientación y la soltura ante un público.

Estaba pensando que sería una buena idea tener en el aula un pequeño escenario para desarrollar el lenguaje oral a través de dramatizaciones, poemas memorizados, contar sucesos, explicar lo aprendido, aclarar situaciones…. y entonces he visto en la web Decopeques, en donde pueden encontrarse estéticas preciosas para el cole, un escenario chulo que puede ser una chispa para desarrollar la idea a nuestra manera.

Niñas y niños.

24 Sep

Pronto, en la clase, en la oficina, en el claustro… percibimos cuántas niñas y niños, o mujeres y hombres hay. A veces, hasta una llamativa descompensanción en cantidades provoca comentarios sobre el tema.

Nuestra condición sexual nos distingue. A lo largo de la vida escolar, esta condición sexual despertará complicidades en los juegos o en los lugares de asiento, y habrá épocas en que los del mismo sexo tiendan a no separarse y otras, en que se busque al que es diferente.

¿Qué hacen las niñas?, de Nikolaus Heidelbach y editado por Libros del Zorro Rojo, obtuvo el Premio Bologna Ragazzi Ficción en 1995.
…………..
Ante un aparente dibujo inocente y colorido agradable de mirar, el autor nos cuenta las cosas cotidianas que hacen veintiséis niñas.
Jugando con el abecedario, aparecen las niñas por el orden de cada letra: Amaya, Bartola, Cornelia… Con pocas palabras lees en una página lo que la niña hace: Pastora cuida de su hermano; y en la siguiente, un dibujo ilustra el texto.
Parece sencillo… pero no.
…………………………………..
Precisamente en la ilustración de Heidelbach, es donde aparece la inquietud y perturbación del álbum.
Pastora pasea de la mano a su hermano, pero éste va en volandas y ante el esfuerzo aparente de la niña para seguir caminando, el hermano parece dormido y tranquilo.
¿Qué imaginar e interpretar?, ¿tal vez la responsabilidad que se suele atribuir a los hermanos mayores?…
Ante este lenguaje de silencios, hay muchos mensajes para el lector.
Precisamente esa libertad de lectura que da el libro, hace disparar las posibles interpretaciones que nos conducen a hablar de lo que a veces no nos gusta y callamos, y que son sentimientos vividos: los celos,  el narcisimo, el egoísmo, el miedo, la violencia, la vergüenza…
………………
Heidelbach no iba  a contar una historia de niñas en donde éstas hacen las tópicas o típicas cosas que se les atribuyen socialmente.
El también autor de La Reina Gisela, siempre va más allá de lo aparente y le gusta plantear asuntos desde perspectivas muy abiertas y críticas.

Unos años después, Heidelbach también tuvo para los niños.
¿Qué hacen los niños?Premio Bologna Ragazzi Ficción en 1999, sigue el mismo esquema.

Consigue para el lector un sentimiento extraño que hace volver sobre la ilustración y buscar atentos los detalles porque estamos ante un autor que le gusta andar en esa línea de lo no nombrado, de lo oculto pero vivido, de lo difícil de los sentimientos y los comportamientos.

Son dos álbumes muy sutiles que a veces muerden. Muerden con ganas de provocar reflexiones, preguntas, comentarios… para ir descubriendo el diccionario de las emociones, de los sentimientos, de lo que nos va pasando.
………………………….
«Me gusta observar a los niños. Son conmovedores y al mismo tiempo capaces de las más terribles diabluras y vilezas. Un estado del que disfrutamos todos en cierto momento, pero que perdemos muy pronto.» Nikolaus Heidelbach.
Lo que hacen las niñas y los niños nos hace pensar a todos.
Y en esta condición sexual, ¿hasta dónde nuestros comportamientos están intervenidos culturalmente?, o ¿hasta dónde la biología influye en nuestras acciones?.
…………………………
A mí me gusta que a las niñas les gusten todos los juegos, se vistan de todos los colores, sean dulces y valientes…
A mí me gusta que a los niños les gusten todos los juegos, se vistan de todos los colores, sean dulces y valientes…
………………………………

Booklandia

21 Sep

A veces entro en Booklandia, un blog sobre libros que recoge fotografías, dibujos e ilustraciones de la red, en las que la lectura siempre anda rondando.

Darse un baño de miradas con estas imágenes es un gusto y podrán arrancarte una sonrisa, un placer, una idea, una inquietud…  mil sensaciones.


Éstas son algunas imágenes, pero lo mejor es darse un paseo y tener la dirección a mano.

Booklandia

Pinocho. Carlo Collodi y Roberto Innocenti.

18 Sep

Cuando comienza el cole y pensamos en una historia de las de siempre, Pinocho aparece como protagonista.

Y si además te gusta tener a los clásicos en buenas ediciones, la editorial  Kalandraka ha mimado esta edición, que es todo un tesoro.

Carlo Collodi, italiano cuyo verdadero nombre era Carlo Lorenzini, publicó en 1881 por entregas para una revista de cuentos infantiles Las Aventuras de Pinocho, que es considerada hoy como una obra clásica de la literatura infantil.

Todos tenemos referencias de esta inolvidable historia y os animamos a leerla porque realmente es muy entretenida, divertida, conmovedora y con muchos mensajes que no han perdido interés para niños y mayores, a pesar de los más de 100 años que nos separan.

Sigue leyendo

Un cole de cuento.

10 Sep

Leí este verano en la web En marcha con las TIC, una experiencia preciosa e intensa que en este momento de inicio de curso, en el que buscamos buenas ideas para poner marcha, será interesante compartir.

El autor de la experiencia es Óscar Alonso Martínez.

Desarrolla su trabajo como monitor de las Actividades Formativas y Complementarias (AFC) en el CEIP Nuestra Sra. de Fuentesanta  de Zorita, Cáceres, y con el apoyo de sus compañeros monitores, el equipo directivo, profesores y padres, ha logrado motivar a todos con esta experiencia educativa.

Un cole de cuento  es un proyecto que surge del interés por aunar lectura y nuevas tecnologías en una actividad donde también se da rienda suelta a la creatividad y la imaginación de los alumnos.

A partir de la lectura de los cuentos clásicos y del desarrollo de tareas sobre la lectura, los niños imaginan una escena representativa de la historia para realizarla después con un programa de diseño digital.

El resultado es la creación y edición de una fotografía por cuento en donde los niños son los protagonistas de las historias de la infancia.

Las fotografías se han revelado en gran formato y lucen en los pasillos del centro. !Son preciosas!

Además, cada cuento tiene una guía de actividades muy útil con diferentes tipos de ejercicios para desarrollar la comprensión lectora, la escritura, expresión artística y oral, que pueden darnos pistas para crear también nosotros otras nuevas.

Lo mejor es que entres y te des un paseo tranquilamente por la excelente web creada.

Seguro que te gustará y llegarás a la conclusión, de que no sólo importa el qué enseñamos, especialmente el cómo lo hacemos es en donde se encuentra el secreto para lograr conocimientos vivos.

Enhorabuena Óscar por tu experiencia y a todos los que te han apoyado… y gracias por compartirla con todos.

Ángel Domínguez, ilustrador.

3 Sep

El trabajo de ilustrador de libros, tal y como lo concibe Ángel Domínguez, es puro arte y sin duda consecuencia de muchos años de intenso trabajo:

Un libro es una obra de arte, por lo que su diseño, el de cada milímetro cuadrado, es esencial.

 

Ángel Domínguez es vasco y actualmente vive en Laredo. Es uno de los grandes ilustradores reconocidos internacionalmente. Dibujante autodidacta que comenzó en su juventud con el género del cómic y terminó rendido a la ilustración:

  
 
 
… podría ser pintor, escultor, director de cine, actor, fotógrafo… pero acabé como ilustrador de libros. Nunca me atrajo el ser pintor de grandes cuadros al óleo.
 
En el 2010 recibió el premio CCEI (Comisión Católica Española para la Infancia), un premio sin dotación económica, por El libro de la selva editado en Juventud.
 
 
 

Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: